lunes, 6 de junio de 2016

POBRE

Ángela Figuera Aymerich, escritora española. (Bilbao, 30 de octubre de 1902 - Madrid, 2 de abril de 1984).


Poema: "Pobre".
Ángela Figuera Aymerich.
Obras completas
Ed. Hiperíón.



"No sé como ha ocurrido. Está todo tan malo,
Como suele decirse. Me he quedado muy pobre.
No tengo ni un jilguero ni una estatua.
No tengo ni una piedra para tirarla al mar.
No tengo ni una nube que me llueva por dentro.
Ni un cuchillo de plomo para cortar la rabia.
No tengo ni una mata de tomillo
Para tender el pañuelo.
(Verdad es que tampoco tengo pañuelo,
Se nota cuando lloro y mis lágrimas corren como ríos de lágrimas)
No tengo ni una tira de tafetán rosado
Para tapar las grietas del corazón. No tengo
Ni un pedazo de beso que llevarme a la boca.
Ni un poquito de sueño que llevarme a los ojos.
Ni un retazo de dios que me cubra las carnes.
Me he quedado tan pobre
Que no tengo siquiera donde caerme viva".


Dejo aquí, la biografía  breve que escribió sobre esta poeta singular, y de la cual recomiendo su lectura, el biógrafo, poeta y periodista Francisco Arias Solís, para la revista Islabahía.com



“Mi poesía de hoy -escribía Ángela Figuera- grita con el dolor de todos y denuncia con la rabia de todos. Y pretende también estar con todos los que saben su dolor y los que lo ignoran; los que buscan y los que caminan a ciegas. Y, si no puede salvarlos, al menos puede caminar con ellos. No me importa si mi poesía es, por lo circunstancial, por lo concreta e impura, perecedera. Si un solo hombre de mi tiempo se siente por ella comprendido y acompañado, consolado y estimulado ya no habrá sido todo inútil”.

Escogí este poema de entre otros también significativos, quizá porque a pesar de los años transcurridos, hoy en nuestro país hay mucha gente que se siente "pobre", o es pobre. La poesía social de Ángela, está de actualidad. Con este poema de su autora, me solidarizo con todos los que viven y sienten la pobreza en pleno siglo XXI. No soy ajena a este sufrimiento de nuestra sociedad. Quizá por ello, y visto el resultado de todos los gobiernos que nos han traído hasta aquí, y quienes sólo han mirado por sus intereses personales y no los de la ciudadanía, quizá digo, sea el momento del cambio. La democracia permite mediante las urnas, que los ciudadanos ejerzamos nuestro derecho al voto y con él, servir de correctivo a aquellas políticas que se alejan de las necesidades de todos. Ya espero ese cambio.

Para los que dicen que es cosa del pasado, dejo aquí algunos enlaces publicados en los medios sobre informes actuales, para quien tenga interés. 
Gracias.


8 comentarios:

  1. Buenas tardes, Clarisa:
    No conocía a Ángela Figuera Aymeric, gracias sinceras por presentárnosla.
    Aprovechando que te escribo desde una biblioteca, voy a aprovechar para intentar sacar en préstamo alguna de sus obras.

    Un abrazo, clarisa.
    Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Nino, por pasarte por aquí. Agradezco tu tiempo y lecturas.
      Te deseo éxito con la segunda parte de tu trilogía.Ya te diré en cuanto lo tenga en mis manos.
      Un abrazo de vuelta. Lo mejor para ti y los tuyos.

      Eliminar
  2. Clarisa, que buen tono para contar desde el poema, una situación social, que ha sido una constante: la pobreza. Ángela, bien podría estar en eso que aquí en Colombia, se constituyó como el movimiento de poesía social y testimonial.
    Con qué dolor y en el recurso de la anáfora, poetiza la espina de la pobreza. Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Carlos. Sí, a mí también me pareció un poema llenos de recursos ( en amplios aspectos).
      Muy agradecida siempre, Carlos, por tu atención hacia mis publicaciones. Tú que tienes una larga trayectoria y conocimiento literario, y una amplia visión de los problemas sociales en el mundo, que al fin, en todas partes hay males, me motiva que prestes atención a mi humilde aportación.
      No olvidemos a esos testimonios, bien sea a través de la poesía, bien a través del arte en general.
      Un abrazo de vuelta.

      Eliminar
  3. alabo tus intenciones, tu sensibilidad social, es algo q me gusta mucho de ti, aunque yo veo esto de protestar como una batalla perdida, somos granitos de arena q se los lleva el viento. te querría preguntar, ¿puedo colgar en mi blog, cuando pase un tiempo, la reseña q escribiste sobre mi libro? No me hacen muchas, y me apetecería moverla un poco por las comunidades. ¿Sí? Contestame aquí o en mi blog, como prefieras. Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Alex. Bueno, en verdad poco aporto, apenas unas palabras o una mención. En mi vida privada procuro tener "acciones" que más allá del simple simbolismo. Pero éso se queda dentro de lo anónimo, que es como yo entiendo que hay que hacer, lo poco que se pueda hacer.
      Y nada, yo encantada de leer a nuevos talentos literarios, que seguro con tu potencial muchas cosas buenas nos darás. Sólo tienes que enlazar la entrada a tu blog, bien en un gadet aparte, o bien sobre la imagen de tu libro. Escribimos en estos espacios para ser leídos, me gusta que cumplamos ese pequeño objetivo de difusión.
      Besotes y buena seman, Alex. (Y gracias... a ti)

      Eliminar
  4. hola. no, yo me refería a hacer una entrada en mi blog con tu reseña, un copia y pega, en el q aprovecharía para comentar tu libro de poemas y mostrar uno de ellos. te parece bien?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada, lo dicho, Alex, puedes poner en tu blog lo que escribí sobre tu libro como mejor lo consideres. Fue un placer leerte y escribir mi parecer sobre ello. Bien es cierto, que no suelo hacer "reseñas" en formato convencional, suelo intercalar en ellas algunas frases de mi propio devenir. No soy experta en esto de reseñar, más bien sólo invito a leer con una mención. Y es que el único objetivo de mi blog es el compartir lecturas y escrituras que resulten interesantes o al menos entretenidas para el lector. Simples sugerencias.
      Te agradezco de nuevo tu tiempo y el detalle de mencionarme en tu blog.
      Gracias, compañero de letras. Ahí, estamos... Nos leemos.
      Un abrazo.

      Eliminar